Compartir
Tiempo de lectura: 2 minutos

Identificándose como un Alcalde feministaLuis Alberto Hurtado, autoridad municipal de El Callao al sur de Bolívar, aseguró no tener vinculación alguna con el doble femicidio registrado el pasado martes en el sector minero La Iguana.

A través de una audio difundido por los medios locales, el mandatario local expresó “si tengo una cosa es que no soy ningún asesino y tengo moral suficiente. Tengo una familia y tengo un futuro por delante y tampoco voy a permitir que quieran tratar de enloden mi nombre y mi reputación; la política lo político”.

“No pueden trabajar la política sucia y quieren perjudicar mi imagen como autor intelectual de ese crimen. Dios es testigo de eso. Si tengo que ser investigado lo asumo con toda de responsabilidad”, manifestó Hurtado.

El gerente municipal agregó de igual forma que “he solicito a los organismos de investigación venezolano  una investigación exhaustiva sobre el caso. Ya está en plena investigación la cual me pongo al frente de esta situación”. Reiteró además, “si tengo que ser investigado estoy dispuesto para ser el primer investigado”.

Aseguró que durante los hechos suscitados duran las manifestaciones “nuca existió ningún tipo de amenaza hacia ella. Me he decretado primer defensor de la mujer y feminista como valor sentimental y constitucional”.

Hurtado sostuvo que “en la manifestación, expresaron como lo dice la Constitución de la República,  cada personal tiene libre pensamiento y decir lo que le parecer.  Decía tantas cosas (refiriéndose a  Dorialcely Tocuyo) entre ello, nosotros evadiendo de esas palabras. Nunca la tomamos en cuenta como tal  y ella seguía manifestando y nosotros caminando con el pueblo, mientras lo hacíamos ella manifestaba”.

“Los que realmente cometieron el delito que le caiga todo el peso de la ley”, enfatizó el Alcalde.

Vale desatacar que luego de protagonizar manifestaciones por la negativa de los choferes y comerciantes aceptar el billete de 500, la mujer, quien sostuvo unas palabras con Hurtado, apareció muerta después junta a  Martha Aristizábal de 37 años.